El Colegio de Médicos de Salamanca proporciona a la Consejería un listado de 184 médicos para colaborar en la crisis generada por el Covid-19

Son jubilados en los últimos 5 años, profesionales de ejercicio privado, graduados que se han presentado al último MIR, profesores universitarios, etc.

Un total de 184 médicos componen la lista remitida por el Colegio de Médicos de Salamanca a la Consejería de Sanidad de Castilla y León con fecha 25 de marzo. Son los profesionales que han respondido a la llamada del Colegio, que a petición de la Consejería, se dirigió el viernes 20 de marzo a distintos grupos de colegiados para conocer su disponibilidad de cara a colaborar en la emergencia generada por el Covid-19. La inscripción continúa abierta (ya hay 189) aunque los interesados pueden contactar directamente con la Consejería a través del email voluntarioscovid19@saludcastillayleon.es.

El mensaje iba dirigido a médicos jubilados en los últimos cinco años, que suman el 30% de las respuestas; a médicos que desarrollan su actividad en la sanidad privada, que son el 20% de los que han contestado y a graduados que hayan aprobado el MIR que suponen el 33%. El 17% restante corresponde a profesionales médicos de distintos perfiles como profesores universitarios, médicos investigadores, licenciados o graduados sin el MIR, médicos de mutuas de accidentes, etc.

Entre los dos primeros grupos, jubilados y profesionales de ejercicio privado, hay especialidades muy distintas, destacando los que se han dedicado a Atención Primaria, cardiólogos, psiquiatras, dermatólogos, ginecólogos, cirujanos y traumatólogos. 

Estos datos se remitieron a la Consejería para que sepa cuanto antes cuántos efectivos médicos tiene de cara a las necesidades que vayan surgiendo en Salamanca. Todo hace indicar que colaboración podrá ser de diferentes formas. En muchos casos, a través de la resolución de dudas por teléfono. En otros, de tipo asistencial dependiendo de la especialidad y del tiempo que haya pasado desde su jubilación.

Por otra parte, desde el Colegio de Médicos de Salamanca se están estudiando otras fórmulas para colaborar en esta crisis con la ayuda de colegiados que ya han mostrado su interés, en una corriente de solidaridad que pone de manifiesto el compromiso y la entrega de la profesión médica.